11 septiembre 2017

Dekapited - Sin Misericordia (EP) - 2017 (Reseña / Review)




Banda: Dekapited
País: Chile
Álbum: Sin Misericordia
Género: Thrash Metal
Tipo: EP
Lanzamiento: 1 de Junio, 2017
Sello: Suicide Records
Formato: CD


Dekapited, es quizás, una de las bandas pioneras más importantes del Thrash Metal chileno de la nueva escuela. También, sin desmerecer y mirar en menos a bandas con el mismo o quizás mayor calibre de potencia thrashera e influencia en la actualidad.

La banda formada en los sectores más recónditos, oscuros y malévolos de Macúl, Santiago de Chile, volvió este año 2017 para hacerse con su nuevo trabajo titulado, "Sin Misericordia", EP que desata un lado más perverso, oscuro y bestial que en sus antecesores trabajos. Sin duda alguna, la banda ha ido de menos a más.

Dando inicio a esta genialidad de EP, tenemos a disposición su intro, su inicio, su punta pie inicial para esta ola de destrucción; el clásico sonido del tracklist de "Psicosis", película de 1960. Sí, el clásico y escalofriante sonido de Psycho de Alfred Hitchcock inaugura el EP de Dekapited. Algo que no viene nada de mal hacer un homenaje.

Tras finalizar el primer minuto de "Intro", tenemos a continuación "Aniquilación Total". Este track llega con brutalidad pura y sin previo aviso, ya que la intro de Psycho puede ser, tal vez, aterradora o cuando menos algo incomoda. "Aniquilación Total" lleva destrucción total, de principio a (casi) fin. Esta desata furia con el potente sonido de las guitarras y una velocidad innata de la batería. Después de una larga introducción con buenos y desgarradores riffs, llegan las líricas, ahí por el minuto 01:30; se desata una estremecedora y potencial voz que, da el mensaje de mantenerse firme frente al cáncer de la sociedad como lo es el neoliberalismo. Tras la conclusión de potentes líricas, desgarradores riffs y solos de guitarras, rudeza y velocidad en las percusiones... todos los instrumentos quedan en silencio para dejar un solo de bajo con el cual poco a poco va desvaneciéndose hasta finalizar en su totalidad. Simplemente esto comienza con pie derecho, bestial y sin dejar nada a la deriva.

Insípido, burdo y sin sentido... Es tal vez una de las descripciones que no viene al caso, y algo que no describiría este EP. "Mundo Decadente" sigue con la línea de Aniquilación Total, llega sin un previo aviso, pero con la diferencia que a este se le siente más organizado, o quizás, más trabajado que su antecesor, llegando a despegar una verdadera promesa. No hay nada que no se haya dicho antes, compleja trama de riffs y velocidad innata. También, quizás no todos compartan lo dicho... mucho de los redobles que se puede apreciar en aquel track, y en el EP en general, me recuerda a los furiosos redobles de Igor Cavalera en Schizophrenia, he ahí un detalle a destacar.

La homónima, "Sin Misericordia", es quizás la canción más atrevida del EP. Cambios de ritmos inesperados y sin caer en la pomposidad técnica, nos logra nuevamente sorprender con su versatilidad de crear tal fidedigna pieza a su más puro estilo de thrash new school. Pero como esto ha ido subiendo cada vez más de nivel, indudablemente, el punto culminante del álbum viene después de "Sin Misericordia". El Chacal de este EP tiene como titulo "Condenado a Morir", el cual es dinámico, bestial, pegadizo y un total aplasta cráneos... a pesar de su deficiencia lírica, y digámoslo, las letras no son precisamente su fuerte; simplemente con escasas frases buscan una expulsión de rabia que versos metafóricos. Sin embargo, este es uno de los mejores temas, sino, es el tema más culminante del EP Sin Misericordia.

Para ir cerrando el telón y con broche de oro,"Outro" llega tras la conclusión de su antecesor, "Condenado a Morir", con sonidos de una campana, cadenas, viento, vidrios quebrándose y un relámpago que a fin de cuentas da la señal de inicio de este instrumental, casi diciéndonos que están sellando una nueva era, una nueva identidad, en donde la banda se está tomando las cosas más enserio y en cierta parte, madurando. Dentro de un gran cambio y detalles mínimos se esconde la historia del porque esta banda a tomado buenas decisiones y ha sabido llegar a la gloria.

Escabrosa, tenebrosa e intimidante arte de la caratula del disco, detallista con el cual lo podemos comparar con su EP "Contra Iglesia y Estado" (2011). No obstante, esta portada es con lujo y detalle, más relleno en su centro y su fondo, logo de la banda mejorado y una atmósfera de muerte y destrucción.




By: Maniaxe

Leer más...

25 julio 2017

Ghoul - Dungeon Bastards - 2016 (Reseña / Review)






Banda: Ghoul
País: Estados Unidos
Álbum: Dungeon Bastards
Género: Death/Thrash Metal/Grindcore
Tipo: Full-length (LP)
Lanzamiento: 19 de Julio, 2016
Sello: Tankcrimes Records
Formato: CD



El cuarteto estadounidense, ya más que reconocido en la escena musical del Metal, volvió en gloria y majestad con su disco “Dungeon Bastards”.

Ghoul, la ingeniosa y reconocida banda de Grindcore/Thrash, la que tiene el carismático estilo de los sacos sobre las cabezas para mantener el anonimato, ha sabido ganarse nuestro cariño y afecto por medio de mezcla de Thrash con Grindcore, Death, Punk y en algunas ocasiones, incluso, Surf Rock.

Desde su debut en 2002 con su primer disco larga duración, “We Came for the Dead!!!”, Ghoul nos sorprendió con su estilo prácticamente único, versatilidad, genialidad y brutalidad; sin que se haya definido en totalidad su sonido. Ya transcurrido los años hasta su lanzamiento más actual y  ya teniendo un sonido definido, “Dungeon Bastards” (2016), ha tenido una gran aceptación por parte de los fans y lo más importante, siguiendo una línea a lo que venía haciendo desde su segundo disco larga duración, "Maniaxe" (2003). Si bien el disco abarca en demasiados estilos, hay un factor que no lo hace tanto, la voz. Esta se apega en el Death Metal, donde podemos notar un amplio registro de guturales, desde los más agudos y rasgados hasta los más graves. Obviamente, esto es gracias a la participación de los cuatro integrantes, especialmente en Digestor y Cremator.

Lo interesante del disco es que continúa una historia del Ep “Hang Ten”. En él se cuenta como un tal comandante “Dobrunkum” (como si hubiese sido basado en Adolf Hitler) se carga al líder de una banda de caníbales, los Ghoul, e impone una serie de leyes para dominar Creepsylvania, exterminando la lacra de la sociedad, como los indigentes y los enfermos mentales. El caso es que a los Ghoul no les hace mucha gracia todo este asunto y deciden patearle el culo a Dobrunkum, habiendo entre principio y final del conflicto cosas como un ejército de zombies o un científico loco experimentando en contra de toda moral (como si hubiese sido basado en Josef Mengele, conocido como el Ángel de la Muerte). Detrás de toda la adrenalina y genialidad del disco hay una historia en sus líricas que, al menos yo, les recomiendo leer.

El disco comienza de una forma típica y demasiado predecible cuando ya conoces los discos anteriores de “Ghoul”, con la diferencia de que esta introducción la sentí  demasiado lenta y un tanto abrumadora para dar el puntapié inicial de esta historia. Sin embargo, a pesar de ser el punto más bajo del disco, (y que sinceramente la introducción es una de las pocas cosas que tiene importancia) “Ghetto Blasters” a pesar de comenzar de una forma algo torpe, vemos que esto cambia al transcurrir la pista y sobre pasando el minuto de haber comenzado a oír el disco, sentimos que comienzan a sonar los instrumentos, dando el comienzo a un riff melódico y pegajoso. Siendo este riff la introducción al siguiente track, “Bringer of War”.

Bringer of War”, comienza con un aplastante y veloz sonido, tanto de las guitarras, bajo y batería, además de un gutural rasgado y agudo. También algo que quizás no lo había oído antes en esta banda, fueron los coros al más puro estilo del crossover, tanto así como si fuesen coros de Suicidal Tendencies o D.R.I. No vamos entrar en tantos detalles de análisis, solo diré que es un buen inicio para el disco.

En el tercer track del disco encontramos a “Shred the Dead”. En esta pista encontramos todo el conjunto de voces. La voz gutural rasgada y aguda que ya había tenido aparición en el track anterior, “Bringer of War”. Los coros al estilo Crossover vuelven a aparecer en el estribillo y el gutural más grave hace su primera aparición. “Dungeon Bastards” es más de lo mismo, tal vez algo monótono, pero en esta ocasión aparece otro elemento nuevo, un solo de guitarra. Apuesto a que ni te habías percatado, dentro de los 10 primeros minutos del disco no habíamos tenido ni un solo. Pero tal vez es lo de menos, ya que el inicio es tan potente, rápido y agresivo que terminamos confusos. Ghoul logra mantener al oyente comprometido a través de una variedad de riffs bien elaborados, temas agresivos y un montón de momentos inesperados, que es complicado mantener la compostura.

Ghoulunatics” continua en la misma línea de lo que se venía haciendo desde el inicio del disco y se le puede postular como otro de los mejores temas del disco. Mientras, “Blood and Guts” parece haber sido sacada del disco conceptual de “Carcass”, “Necroticism”. Y “Word is Law”… ¿Dónde dejaron los guturales? Bueno, digamos que no es la primera vez que hacen esto, y está bien, está bien que vayan alternando y experimenten (y como ya lo había dicho antes, Ghoul no es solamente Grindcore y Death Metal. Además que no es primera vez que hacen esto). Pero en este track dejaron de lado el gutural y sentí que querían hacer interpretaciones al estilo Suicidal Tendencies con una voz melódica, lo más que se pudo, coros, segundas voces y un estribillo demasiado pegadizo.

Después de haber encontrado mínimos detalles en lo que va del disco, llegamos al track “Death Campaign”, en el que también está postulando a la mejor canción del disco y, posiblemente, como el más brutal de todos los temas del disco, dando reanudación de los guturales, comenzando con los graves para luego dar paso a los más agudos. Pero por desgracia, hay algo que opaca todo el trabajo realizado, que poco menos, lo estaban haciendo excelente. “Guitarmaggedon”, es… Quizás, el punto más bajo del disco. Un conjunto de riffs pegados poco menos con pegamento industrial, los cuales sirven de fondo para escuchar unos cuantos discursos. Tales discursos están ahí para concluir la historia que ya había comenzado desde el principio del disco. Aunque me parece que es algo que está demás en el disco, algo así como un relleno, era necesario terminar la historia que nos plantea Ghoul. No es una mala interpretación del todo, tiene muy buen instrumental y buen sonido, pero sí muy prescindible y monótono.


Y para concluir, “Abominox”, que por suerte, llega con capa de super héroe para dar un final con broche de oro. Estamos hablando del tema más largo del disco, de uno de los más elaborados y también de uno de los mejores… y digámoslo, el disco está lleno de canciones estrellas que es totalmente difícil elegir una superior a las otras. En este caso, bajo mi punto de vista, este track es el mejor.

Ghoul es una de las bandas de las que uno no se puede sentir decepcionado después de oír uno de sus discos. Es una de las bandas a las que les gusta experimentar, pero le gusta experimentar bajo lo que a ellos le gusta, y obviamente bajo el criterio de lo que vienen haciendo desde hace años, también tomando “inspiración” de parte de otras bandas, como lo había mencionado con anterioridad, en partes se siente una influencia de Carcass y Suicidal Tendencies, o más bien, del Crossover en general. A pesar de la escases de solos… Ghoul no decepcionó con todo el trabajo realizado, pero si eres una de las personas que cree que es necesario un solo para que el trabajo esté a la altura de otros trabajos de otras bandas, o de sus antecesores discos, este no es el disco que andas buscando. Sin más rodeos, este ha sido un disco casi perfecto. Cabe mencionar que la portada del disco está en la tendencia de crear las fantásticas, llamativas y elaboradas portadas, como lo hacen bandas tales como: Toxic Holocaust, Condition Critical, Bio-Cancer, Running Death, entre otras.



By: Maniaxe



Leer más...

22 julio 2017

Vektor - Terminal Redux - 2016 (Reseña / Review)



Banda: Vektor
País: Estados Unidos
Álbum: Terminal Redux 
Género: Progressive Thrash Metal
Tipo: Full-length (LP)
Lanzamiento: 6 de Mayo, 2016
Sello: Earache Records
Formato: CD



Numerosas bandas tratan de recrear la atmósfera del Thrash Metal, mientras que sólo unos pocos logran crear algo verdaderamente especial. 

Para muchos, Vektor está llevando esencialmente la antorcha del Thrash Metal moderno. Es una afirmación completamente comprensible; La banda ha lanzado tres álbumes hasta el momento, y cada uno de ellos ha recibido una gran cantidad de elogios. Los escépticos les recuerda demasiado a Voivod, pero yo diría que todo el concepto de "Thrash Progresivo" es donde esa semejanza comienza y termina. Claro, también está el tema del espacio, pero ambas bandas tratan esa idea de diferentes maneras. Mientras que la música de Voivod está mucho más basada en el pánico y la confusión, Vektor adopta un enfoque más expansivo y de otro mundo a su atmósfera. Eso, agregándole una capa de estética de metal extremo al núcleo prog-thrash de su sonido. Vektor es básicamente una de las bandas de Thrash más aclamada en los últimos años. 

La tercera oferta de Vektor parece ser esa rara ocasión en la que tiene el potencial de tomar su lugar entre los mejores álbumes del género de los últimos 25 años, algo más o menos así: a medida que el polvo se asiente, podríamos estar experimentando en 10-15 años, uno de los mejores LP’s Thrash de todos los tiempos. Así es como se siente “Terminal Redux”, realmente especial; El lanzamiento más completo de Vektor hasta la fecha. Mis expectativas para éste álbum eran realmente altas. Después de dos excelentes lanzamientos en 2009 y 2011, el cuarteto de Arizona fue aclamado como el salvador del Thrash y señalado como una de las mejores bandas en la escena del metal. En los cinco años que transcurrieron entre el "Outer Isolation" al "Terminal Redux", el entusiasmo y las expectativas crecieron hasta llegar a un punto en el que parecía imposible que la banda simplemente pudiera comenzar a cumplir con los enormes estándares creados por la comunidad de metal en su conjunto. 

La primera impresión del álbum es el puro nivel de intensidad. Puede que no sea tan agresivo como los esfuerzos anteriores de Vektor, pero sin duda se siente más maduro y bien redondeado y no falla en términos de energía o pesadez. La combinación de la integración de influencias inusuales es lo que lo separa de la escena Thrash moderna restante. Y aunque algunos pueden pensar que esto no es una hazaña seria, imagínense si "Terminal Redux" fuese sido lanzado hace 25 años, ¿cómo habría sido recibido y medido contra los mejores álbumes del género? Volviendo al alto nivel de composición de canciones, basta con decir que simplemente no se siente como un LP de 73 minutos, Vektor logra mantener al oyente comprometido a través de una variedad de riffs bien elaborados, temas significativos y un montón de momentos inesperados. Por ejemplo, desde el principio, uno está gratamente sorprendido por las melódicas voces de apoyo hacia el final de “Charging the Void”. Hay ocasiones en las que la música se siente como un caos perfectamente organizado con una guitarra que tiene su raíz en el Black Metal, voces que recuerdan a "The Sound of Perseverance" de Chuck Schuldiner, momentos de serenidad y pasajes emocionales como en “Cygnus Terminal". Es esta combinación que crea un producto altamente adictivo y atractivo. Desde el punto de vista técnico, "Terminal Redux" es sólido. En el espacio, nadie puede oírte gritar... A menos que seas David DiSanto, él suelta sus pulmones en una magnitud de caídas de mandíbula. Las cualidades líricas y vocales que hicieron que los últimos álbumes de Vektor tuvieran éxito no pierden nada de su potencia aquí. Los raspadores de marca están presentes en todas las canciones y sus chillidos alienantes, lanzan las canciones en mayor intensidad.

En lugar de simplemente mostrar un tecnicismo sin sentido, "Terminal Redux" es un álbum conceptual. A lo largo del álbum, sentimientos como la ira, la desesperación, la malicia, la melancolía y el aislamiento entre otros, se comunican a través de la instrumentación controlada con el uso de la tecnología, pero al mismo tiempo critica la dependencia excesiva de la gente moderna en sus computadoras y pantallas de teléfonos. Todo lo anterior, combinado con la naturaleza de la ciencia ficción, construye una aventura musical equivalente a “Blade Runner” de Ridley Scott. Los escándalos, como la inclusión de un grupo de cantantes soul, o una balada con voces limpias, también ayudan a mantener el enfoque sin sentir cansancio. Indudablemente, el punto culminante del álbum viene después de "Collapse" y es donde parece que todo viene junto. "Recharging the Void" es dinámico, melódico, pegadizo a pesar de su duración, e incluso incluye una parte de "Charging the Void", que da la sensación de que la historia ha llegado a un círculo completo. En este punto, se debe hacer un aviso especial con respecto a la producción ya que todo suena limpio pero no clínico, manteniendo el sonido crujiente de las guitarras y manteniendo el bajo en un punto donde es audible. Además, otro elemento que hace destacar a "Terminal Redux" son sus influencias instrumentales que van desde solos de guitarra o simplemente el nombre del régimen imaginario (Cygnus), que gritan a Rush e incluso a Pink Floyd en "Recharging the Void". Por lo tanto, uno puede fácilmente categorizar el álbum fácilmente tan Progresivo como Thrash

Decir que "Terminal Redux" de Vektor excede esas expectativas es un eufemismo igualmente grande. Más allá de la dirección musical, sin embargo, es la creatividad impresionante que brilla. En pocas palabras, “Terminal Redux” es una impresionante declaración de las capacidades del Thrash Metal como una forma de arte. La belleza y la creatividad están ejemplificada aquí, Vektor ha creado un álbum honesto, y la diversión asociada con el género no se pierde en absoluto aquí; No, en lugar de abandonar su género de elección, estos chicos simplemente han tomado una dirección completamente nueva y emocionante.




By: .Ghostscore.

Leer más...

14 abril 2017

Metallica - Hardwired... to Self-Destruct - 2016 (Reseña / Review / Análisis)





Banda: Metallica
País: Estados Unidos
Álbum: Hardwired... to Self-Destruct
Género: Thrash Metal, Hard Rock
Tipo: Full-length (LP)
Lanzamiento: 18 de Noviembre, 2016
Sello: Blackened Recordings
Formato: CD



Una de las bandas pioneras, más inspiradoras e importantes para la escena musical del Thrash Metal.

Para muchos, Metallica ha perdido el rumbo, actualmente muerta y sin oportunidades para volver a resurgir entre las cenizas. Estas afirmaciones y críticas no están del todo correcto. La banda en los 90’ quería entrar más en el comercio musical, y así, aprovechar y colgarse de la fama y el reconocimiento que se estaba ganando el Grunge y el Hard Rock. Muy criticada desde entonces, la banda perteneciente al “Big Four” perdió el entusiasmo y la esencia del Thrash a la cual los había llevado a la cúspide del Metal Pesado. Los años pasaron y Metallica no se encontraba con sus orígenes, dando paso a una era de decadencia musical, con sus trabajos “St. Anger” y “Lulu”. Pero antes de que “Lulu” saliera a la venta, la banda lanzó “Death Magnetic”, en el cual los fans tenían la ilusión de que la banda de San Francisco les diera nostalgia y pudieran hacer un disco tal y como lo hacían en aquellos tiempos de los 80’. Tal vez no era lo que se esperaba y el disco dejó bastante que desear, aun así el disco recibió mejores críticas que sus antecesores.

Ocho años tuvieron que pasar para que volvieran a sacar nuevo material, bastante tiempo para hacer algo tan flojo. Pero no seamos tan pesimistas, es cierto, mucho tiempo y es poco lo bueno que tiene el disco. “Hardwired... to Self-Destruct” es el nuevo disco de Metallica, el cual muchos lo han catalogado como “Lo mejor de Metallica en 20 años” y otros como “Sigue sin importarme, es más de lo mismo”.

Pero vamos por parte: “Hardwired” título que le da a la primera canción del disco doble. Podemos hacer la afirmación de que el track en cuestión es bueno. ¿Volvieron al Thrash Metal? Sí, desde “Death Magnetic” que han vuelto al Thrash Metal, no en su totalidad, pero esto no es lo que nos convoca en estos momentos. Continuando con el primer track del disco, Hardwired es una de las canciones las cuales oyes y puedes quedar conforme. Es rápida, bastante rápida, lo suficiente para satisfacer a los amantes de la velocidad en el Thrash, o por lo menos puedes tener buena impresión a lo que venía haciendo la banda anteriormente. Tiene un estribillo y agresividad notable. Sin embargo, a pesar de cumplir con ciertos requisitos, vemos que al transcurso de esta pieza, tenemos un detalle, uno de estos detalles es la monotonía del ritmo, un ritmo totalmente plano. El ritmo de la batería es demasiado simple. “Lars Ulrich” destacado baterista y reconocido por ser uno de los genios detrás de trabajos rítmicos como el tan alabado "...And Justice For All", (en donde hay que decirlo, es el mejor trabajo de Lars en toda la carrera de la banda). Sin embargo, este personaje ya no sabe sacarle provecho a su talento, tal vez le ha pasado los años por encima o tal vez será que cada vez la banda está en decadencia que ya ni amor, locura, ira y lo más importante, talento le aplican a sus creaciones. Idénticamente pasa con “Kirk Hammett”, que un su momento, se presentó como el fichaje estrella de Metallica después de la salida de "Dave Mustine". Un solo veloz, pero uno de los peores solos del disco, está demás decir que no se dio el tiempo para crear un buen solo, algo más intenso, algo con más potencia, algo más largo, algo que te den ganas de parecer un enfermo mental haciendo un solo de guitarra de aire. A pesar de todo, cuando se nos presentó el single a muchos quedamos conformes, por tener algo, un toque, un aire de “Kill ‘Em All”.

Los aficionados, quedaron con gusto a poco con el tercer single y segundo track del disco. “Atlas, Rise!” no fue muy bien recibida por el publico en general, ya que a más de uno lo dejó con el ceño fruncido. Los seguidores, incluyéndome, o por lo menos desde mi punto de vista, sentimos que el tema no está mal, en absoluto, al contrario, el tema está bastante bien. El estribillo del disco fue lo más llamativo del tema, ya que muchos sostuvieron estar escuchando a los grandes del Heavy Metal, "Iron Maiden”. Al contrario de Hardwired, este track carece de velocidad, no en balde, el solo de Hammett es destacable, la ejecución está bastante trabajada, más que el resto de los solos en el disco. Sin ir más lejos, vuelvo a recalcar que se pudo dar más. Es más que evidente que el guitarrista no está dando lo mejor de sí, y no solo Hammett, sino que también la banda en general. Cabe mencionar que el último tercio de este single se puede percibir un memorable pasaje instrumental con ecos, al más puro estilo de “Master of Puppets”.

El tercer track del disco doble es “Now That We're Dead”, que ha dado mucho que hablar y debatir. El sonido es muy peculiar, tanto así, que tiene un sonido más oscuro, con tintes de los 90’, años en los que se lanzaron “Load” y “Re-Load”. Es en este punto del disco en que nos alejamos bastante a los que puede llegar a hacer Thrash, Heavy y hasta del NWOBHM. Podríamos ser concretos que esta canción se inclina bastante a lo que es el Hard Rock, el obscuro Hard Rock al que tuvimos como el asesino de esta banda. Sin embargo, y sin caer en el típico juego de todos los trues, no es mala canción, al contrario, "Now That We're Dead" tiene muy buen sonido, un riff genial y un excelente estribillo al más puro estilo Hard Rockero. Pero volvemos a lo mismo de siempre, un deslucido solo. Quizás es el tema del disco el cual pase sin pena ni gloria.

Uno de los puntos más altos del primer disco de Hardwired... to Self-Destruct, es “Moth Into Flame”. El segundo single fue uno de los más elogiados por los fans. El tema dedicado a “Amy Winehouse” fue para la mayoría un agasajo, algo de lo que puedes estar satisfecho con el trabajo realizado. Es poco lo hay que mencionar acerca de aquello, es una buena pieza, podríamos decir que casi excelente, solo cabe mencionar que uno de los detalles más notorios es el estribillo, el cual llega cuando la canción está en su mejor momento. Este es suficientemente, dinámico, melódico, y tal vez pegadizo. Siendo el estribillo no muy acorde a lo que la canción plantea en ese preciso momento. Otro punto a destacar es el solo de guitarra, algo poco común en Metallica dentro de estos últimos veinte años. Bastante bien para lo que Hammett había estado demostrando en los tracks anteriores. Sin embargo, lo que le está jugando en contra a todo esto, es el cáncer que ha estado cargando por mucho tiempo Metallica, el efecto Wha wha. Sin más que decir, un excelente sonido y uno de los mejores del disco. Al igual que en el caso de Atlas, Rise! que se encuentra un aire a “Master of Puppets”. Acá pasa exactamente lo mismo, se puede dar la similitud de “Moth Into Flame” con “The Struggle Within” en este caso, encontramos algo más rítmico y melódico con un sonido ochentero y algo noventero.

La experimentación de la banda durante el transcurso del tiempo, ha ido variando con demasía los géneros. Como antes se ha ido mencionando, en reiteradas ocasiones, Metallica comienza a dejar de lado y apartar el Thrash Metal, específicamente en los 90’; Dream No More, es la composición perfecta de lo que vendría siendo una combinación del “Black Album” y “Load”, pero ojo, no seamos prejuiciosos, y mucho menos pesimistas al mencionar a “Load”. El cuarto track de la lista tiene un sonido moderno, pero no a lo que hemos estado escuchando últimamente en Metallica. Muchas eran las dudas de como iría la banda tras lanzar un disco después de ocho años, y viendo que la banda trataba de mantener su pequeño barquito de papel a flote, ya sea por sus últimos trabajos de estudio como "Death Magnetic" y "Lulu". Una de las incógnitas más a destacar es… Cómo estará Lars en el disco tras saber que él mismo ha destacado y recalcado que, posiblemente, durante unos años más no podrán con “Master of Puppets”. Ya lo había mencionado antes, poco y casi nada de esfuerzo por parte de él y la banda en general. Sin embargo, por esta pasada, nos encontramos con un Lars iluminado, (al menos así se puede llegar a notar) uno al cual le recuerda en los tiempos de cuando tocaba uno de los himnos de la banda estadounidense, precisamente en la era "Black Album", me refiero a “Sad But True”, cada golpe en las percusiones y platillos hace recordar a tal canción.

Para ir consumando con el primer CD del LP, se nos presenta la canción “Halo On Fire”, la cual podríamos etiquetarla como la “balada del disco” o “semi balada”. Una canción bastante rítmica y melódica, no solo los instrumentos, sino que James Hetfield también hace de las suyas demostrando su potencial y melódica voz, que con el tiempo ha ido de pesada y grave a lo que hemos estado oyendo actualmente. Unos envolvente riffs, arpegios y estribillos dentro de esta semi balada; El comienzo es bastante pesado, quizás no a lo que siempre hemos estado acostumbrados, pero es lo agresivo de Metallica en tiempos modernos. La introducción está constituida por el sonido de la batería y luego las distorsiones de guitarra para luego dar paso a la pacifica balada. Además, se puede notar el incremento de velocidad tras el transcurso de la canción, que cada vez va agarrando más fuerza hasta llegar al punto del clímax, (Lo mismo que hemos visto en varios de los himnos de la banda como "Fade to Black", "Welcome to home (Sanitarium)" o "One"). Ya llegando al punto en el cual se puede apreciar el tan esperado solo de guitarra, el cual no está para nada mal, uno de los mejores del disco, no obstante estamos hablando de Hammett, un muy buen guitarrista que parece que cada vez le da más pereza tocar. Sin ir más lejos, para complementar este final épico Lars da más de sí, y da un muy buen sonido para acompañar el solo. A pesar de que la canción ha sido comparada con “Unforgiven III” por ser la semi balada y con un cambio de ambiente rápidos, se puede decir que esta canción lo vale, empero al decir que también es una de las que prácticamente pasa sin pena ni gloria.


CD 2


Para dar pie inicial al segundo disco, nos encontramos con la pista número siete, “Confusion”, la cual para mí tiene un inicio como “I Am Evil” (versión de Diamon Head). Primeramente uno puede llegar al punto de decir: “¡Vaya! …Esto tiene buena pinta, esto mola, esto puede ser un punto alto”... Grave error. volviendo a comparaciones, esta puede ser más bien parecida a “The Thorn Within” en su versión más Heavy. La canción emprende y tiene buen potencial, lamentablemente al transcurso del track, nos encontramos con una buena base pero con el mismo problema de Hardwired, un sonido demasiado plano para lo que uno tiene como expectativa, es prácticamente más de lo mismo en toda la canción, y son aproximadamente siete minutos idénticos a los tres primeros de la misma, es como si estuviesen tratando de estirar cada minuto, cada segundo posible. Además es bastante evidente que esta canción a pesar de tener tanto potencial no se le saque provecho, tanto como en los solos de guitarra, velocidad y, por supuesto, lo que uno más busca en una buena canción de metal, la agresividad. Sin más preámbulos, la canción nos presenta una introducción que va de menos a más, para luego caer como la crisis del 29. Inicio con altas expectativas, las cuales no puede cumplirlas.

ManUNkind” a mi parecer es uno de los temas, que quizás, tiene más influencias del NWOBHM. Dando un inicio al estilo “My Friend Of Misery”, con la clara diferencia que la canción del nuevo disco es obviamente más floja a la hora de interpretar, pero ojo, está con grata energía. El cambio de ritmo es una de los puntos a favor que puede causar una buena impresión, además de sus buenos riffs y un buen sonido. Sin embargo la canción carece de carácter y rudeza (como la gran mayoría de este disco). Tal vez otra de las cosas a destacar de tal canción puede ser la buena ejecución del estribillo, la voz de Hetfield a pesar de ser poco convencedora, es bastante melódica, como si perteneciera a una banda de Hard Rock, (bueno, eso es lo que ha demostrado Metallica en este disco, ser una banda Heavy/Hard Rock que en ciertas ocaciones tocan Thrash). Tal vez la canción pudo ser más que lo que nos presentaron, por ende deja mucho que desear.

Después de uno de los puntos bajos, y haber atravesado la tormenta perfecta, nos encontramos con “Here Comes Revenge”. En esta ocasión notamos un odio puro que no se escuchaba en la banda durante años, dejando de lado otras canciones que tienen una pesadez en sonido y odio. Sin embargo, estamos en presencia con una similitud de “Confusion”, aunque, pese a tener sus momentos interesantes y agresivos, la canción cae en uno de los tantos problemas que presenta este disco: una desagradable monotonía, y que gracias a eso, es cada vez menos sorpresiva. Cabe recalcar el buen momento de Kirk en el solo de guitarra (nuevamente con el cáncer del wah wah), ya que anteriormente no ha sido bien evaluado. Además destacar el buen trabajo de Lars en las percusiones y como no, el esfuerzo de la banda en general en mantener el barco a flote. Sin más rodeos, "Here Comes Revenge" es posiblemente, uno de los puntos altos del segundo CD por una agresividad y buen sonido, que lamentablemente es repetitiva y sin sorpresas de intermedio, con lo cual le llega a pasar la cuenta.

Este segundo CD suma y sigue con alegatos acerca de sus canciones, y esta no será la excepción, este es el turno para “Am I Savage?”, el track cuenta con un sonido muy basado en el estilo Hard Rock en la era “Load” y “Re-Load”. No hay mucho que comentar acerca de esta canción (más bien sí, pero es mal gastar tiempo), de primera volvemos al mismo problema que ha tenido el disco: sonido plano y monotonía. Lo "rescatable" es escaso en este track, puede ser el oscuro riff y un solo forzado, tal vez camuflado a parecer bueno. Mi sensación acerca de esta canción, es que más que canción, esta fue preparada como un vil relleno para el disco, de esta forma, un relleno el cual no nos satisface ni en lo más mínimo.

Murder One” tiene una introducción bastante curiosa, por lo que a mí concierne, tiene aires de la pieza clásica, “Fade To Black”, del segundo disco de la banda de San Francisco, “Ride the Lightning”. La pista en cuestión pasa a subir un mínimo el nivel del disco en intensidad, por lo que le viene bastante bien, ya que ha ido a la baja de manera abrupta en el segundo CD. La canción dedicada a Lemmy Kilmister, puede ser una buena canción Hard Rock, aunque bastante floja para las expectativas. La introducción es bastante buena, por lo cual hace que tengas esperanzas de que la canción sea buena. Lamentablemente es un error, a tal punto, que le sucede exactamente lo mismo como le pasó a "Confusión". No hay mucho donde comentar, el riff no es malo, aunque no es algo de lo que estés ansioso por escucharlo todo el día, o sea algo pegajoso del que podrías estar silbando o tarareando. En este caso, la canción pasa más pena y nada de gloria.

Y para finalizar con el segundo CD, estamos en presencia de lo mejor de Metallica en más de 20 años, desde el mismísimo "Black Album". O sea, estaríamos hablando que está por encima de o de igual nivel que "Black Album", obviamente por encima de "Load", "Re-Load", "St. Anger" y puede que quizás también por encima o de igual nivel que "Death Magnetic".

La estrella de este disco se ha llevado todos los elogios hasta de los más pesimistas. “Spit Out The Bone” es Thrash Metal puro, hasta la médula… Tanto así, que es la canción que ha llevado a la cúspide al disco y, digámoslo, el mejor track del disco, sin duda alguna (viéndolo desde un punto de vista más "Thrash"). Demoledora canción con momentos de gran magnitud para el recuerdo. Su tempo y su espectacular riff, una voz más agresiva por parte de James; el solo de Kirk es acorde a la canción y uno de los mejores del disco… ¿Y por qué no? El mejor solo del disco; el bajo de Trujillo se hace sentir con bastante intensidad, especialmente en el minuto dos con cuarenta y cinco, que desde ese momento, nos acordamos que Trujillo existe; y a Lars parece que le llegó bastante inspiración y energía para tener tal velocidad y fuerza en las percusiones. Un sonido bastante moderno (y parecido al Death Magnetic, con la diferencia de que este disco sí tuvo una buena producción y el volumen estaba lo más adecuado posible), todo esto hace que esta canción sea lo que muchos habían estado esperando por años, tanto así, que he llegado a pensar que si esta producción hubiese sido como el clásico "Kill ‘Em All", se podría llegar a comparar con clásicos de la banda como Whipash (Cosa que ya no sería posible). Curiosamente en el último track del disco se siente una frescura y una recuperación total de la banda, tal vez para dejarnos algo satisfecho o para salvar un poco más el perezoso trabajo realizado en el segundo CD. También da la curiosidad que la banda está casi siempre dejando lo mejor o lo más rápido y brutal para el final, tal es el caso en Kill ‘Em All con “Metal Militia”, Master of Puppets con “Damage, inc.”, …And Justice For All con “Dyers Eve” y Death Magnetic con “My Apocalipse”. El poderío que ha llegado a tener esta canción es totalmente aceptable, para lo que anteriormente se ha estado oyendo en el disco, son siete minutos de los cuales los vale. Por ende, nos deja satisfecho y con más esperanzas de que se siga haciendo trabajos como este. Después de haber tenido más bajas que altas, Metallica cierra con broche de oro.

Todos sabemos el problema que ha tenido Metallica en el último tiempo, a base de aquello llegan las críticas tanto positivas como negativas. Siendo así, yo presento mi opinión acerca de este disco, el cual son muchas las sensaciones que me ha dejado, tanto como satisfacción como decepción. Sin duda alguna el disco no es uno de los mejores que han hecho (obvio), todos deseamos que Metallica vuelva hacer lo que era antes, tal y como en sus inicios, o mínimo que remonten la situación y puedan sacar algo que sea totalmente Thrash Metal. Pero también han decidido adaptarse más a lo moderno y a lo más comercial, en esta ocasión no mucho como sus antecesores discos. Otra de las lamentables decisiones de la banda es que desde que falleció "Cliff Burton", el bajo siempre estará bajo, (aunque suene como algo irónico) es por aquella razón, por la cual Trujillo no ha podido ser tan apreciado a como lo era con sus bandas pasadas. Aunque ya siendo objetivos, ya estamos acostumbrados a que pasen cosas como estas en una de las agrupaciones más importantes del Metal en general.



Leer más...

20 enero 2017

Megadeth - Dystopia - 2016 (Reseña / Review)



Megadeth - Dystopia - 2016 - Reseña




Dystopia 

La agrupación Californiana presenta su décimo quinto álbum, titulado "Dystopia", con letras sobre el estado islámico y el conflicto en oriente medio. Su éxito no se atribuye al boom "marketinero" y la estrategia comercial entorno al lanzamiento del disco; Dystopia es sin lugar a dudas, el retorno del sonido clásico de Megadeth. Canciones como "Fatal illusion" y "Bullet to the Brain", llamaron mi atención por su composición musical y un estilo speed metal más marcado que en el álbum anterior. 

Desde hace varios meses cuando Drover y Broderick decidieron dejar la banda, comenzaron los rumores sobre la nueva alineación de Megadeth, si volvería la más estable hasta ahora. En principio se  pensó que Marty Friedman y Nick Menza (QEPD) ya eran parte de la banda de "El Colorado". los seguidores de Megadeth, ya queríamos escuchar lo nuevo, esperábamos un "Rust in Peace II" y que se materializaran las ideas que nos habíamos hecho por años. Pero llego el momento de la verdad, Friedman dijo que “no le interesaba” y Menza, aseguró que era un “mal negocio para él” (aunque luego ambos dieron más detalles). Continuaba la tensión y  la expectativa  se acrecentaba por el gran cubrimiento que le daban los medios de comunicación especializados, cuando Mustaine anunció la llegada de los nuevos músicos, hubo una reacción confusa; muy buenos músicos, pero ¿encajarían en Megadeth?. Las respuestas no se hicieron esperar, al tiempo que despertaba impresiones tales como “es de lo mejor que le pudo pasar a Megadeth”.

El sencillo "The Threat Is Real" fue lanzado en Lp Blanco el 27 de Noviembre de 2015 y en el lado B el cover a Fear con "Foreign Policy" (Recordemos que Mustaine compartió banda con Lee Ving en MD.45), primera y última canción del Dystopia. Con estos dos temas tendríamos un gran abrebocas de lo que se nos venia, que a pesar de no contar con Marty y Nick, y que llegaran dos músicos que nosotros no imaginábamos, el resultado superó todas las expectativas. 




Dystopia fue lanzado el 22 de enero de 2016, en múltiples versiones, pero vamos a hablar de la más conocida, con 13 canciones y que inicia con "The Threat is Real" y su intro con un ritmo árabe marcado  y su video oficial en YouTube ya supera los 3.8 millones de reproducciones. Un contundente inicio de álbum con una letra igual de potente a la parte instrumental, sigue la canción "Dystopia" , de la cual se publicó el  video oficial un día antes del lanzamiento del álbum y es prácticamente la continuación musical y visual del anterior tema; A este punto, ¿a alguien le queda duda de la buena incorporación de Loureiro y Adler a Megadeth? 


Creo que  las guerras presentes y la antítesis de las ideologías en la sociedad fueron la inspiración de Mustaine para escribir este gran álbum. Sigue sonando esta mezcla de vieja escuela de Thrash Metal y una sangre mas reciente de virtuosos músicos, y me siento como cuando escuché por primera vez "High Speed Dirt". Llegando a este punto no quiero hablar más de cada canción, voy a dar dos detalles que me impresionaron; Las guitarras “españolas” de "Conquer or Die" (aunque la marcha y guitarras acústicas de "Bullet to the brain" y su continuación metalera son buenísimas), pero mi canción favorita es "Poisonous Shadows" reune la experiencia musical de Megadeth en sus más de treinta años de trayectoria  y la introducción de piano tocada por loureiro, que si no estoy mal, desde el killing no se incluía el piano en sus canciones. 


Dystopia debutó en el puesto 3 de Billboard, actualmente esta nominado a los Grammy como Mejor interpretación de Metal junto a Gojira, Baroness y Korn, a este momento los 5 videos oficiales de este álbum en YouTube suman casi 10 millones de reproducciones, ¿Te digo algo más?... ¡Escúchalo!




Banda: Megadeth
Álbum: Dystopia
Tipo: Full Lenght en Multiples formatos
Fecha de Lanzamiento: Enero 22 del 2016
Género: Thrash / Speed Metal
Sello: Universal - T-Boy Records





Leer más...

08 diciembre 2016

Sacrosanct - Recesses For The Depraved - 1991 (Reseña / Review)






Banda: Sacrosanct
País: Holanda (Países Bajos)
Álbum: Recesses For The Depraved
Género: Thrash Metal Técnico
Tipo: Full-length
Fecha de Lanzamiento: 28 de Octubre, 1991
Sello: 1MF Recordz
Formato: 12" vinyl (33⅓ RPM)




Otro grande olvidado en la escena underground son los Holandeses de Sacrosanct​ ¿No han escuchado nunca hablar de ellos? No se preocupen, fue una banda que nunca salió de su nicho local en Europa, de manera que es muy poco probable que de nuestro lado del charco tuviéramos algún conocimiento acerca de ella, al menos en la vieja época. Pero gracias a la magnifica invención de algo llamado Internet,  capaz de comunicarnos hasta con el pasado, tenemos en la actualidad los medios para escuchar esta joya olvidada llamada "Recesses for the Depraved".

1991 fue el último año de grandeza donde aun nacían los estilos clásicos de metal, es entonces cuando nace "Recesses for the Depraved" y en términos de álbumes de calidad puede fácilmente rivalizar a unos cuantos grandes engendrados en la segunda mitad de los dorados años 80. Para la época algunas bandas alcanzaron sus picos creativos (Death, Coroner, Atheist, Pestilence), otras bandas de la zona (Assorted Heap, Baphomet, Invocator) tuvieron también un excelente comienzo antes de sucumbir a los nuevos gustos musicales que superaban la década. Alemania y Holanda fueron los dos bastiones que continuaron produciendo esfuerzos bastante fuertes y consistentes hasta la mitad de la decada de los 90, y formaron un "pool" de metal altamente tecnológicos y progresivos que mantuvieron la escena en marcha aunque desde una perspectiva bastante underground y poco comercial. En gran parte debido a la creciente indiferencia hacia este tipo de música y el nacimiento de nuevos géneros. Estas obras fueron ecos de las fundaciones construidas por pioneros de los '80 como Watchtower, Toxik, Realm, Deathrow, y Delta Mekong.

Ya dejando un poco de historia, vamos al grano, hablemos de "Recesses for the Depraved". El oyente puede sorprenderse desde el inicio del álbum, "Like Preached Directions" entra iniciando el álbum con una tormenta marcada por esa combinación de redoblante y bombo que tanto nos gusta llamar "tupa tupa" acompañados de un conjunto de riffs inteligentes durante todo el desarrollo, en este tema conseguiremos una buena descarga técnica. "Mortal Remains" es otro tema repleto de técnica, pero no se equivoquen aquí, ya que esta pieza tampoco pierde ese componente frenético, engranados por unas fórmulas de riff y lineas de bajo que forman una atmósfera densa y deprimente, que se agrava aún más por la intensidad de las voces semi-limpias que a veces semi-recitan; Un estilo de canto bastante característico que recuerda las hazañas de Tom Araya en "South of Heaven", tal vez un poco más lírico.

"Surpremacy ilusorio" comienza con una "balada" de virtuosos matices técnicos, este intro tan solo representa un preámbulo para regresar a esa atmósfera densa "Doom" que se mantiene hasta que todos los instrumentos convergen y se encaminan a un sonido más rápido pero minucioso; otra porcion de ese pastel técnico que nos vienen ofreciendo desde el inicio. "Hidden Crimes Untold" viene siendo un tema lento pero contundente, adornado con excelentes arreglos de guitarras y una voz que se asoma en ovaciones más armónica y en otras demoníacas. "With Malice Presence", es una trituradora de huesos que se ejecuta a altas velocidades, recolectando un thrash áspero y veloz, donde no hay maquillajes ni arreglos, solo velocidad directa, sencillamente otro recordatorio del carácter más dinámico que posee este debut. "Enter the Sanctum" comienza con un conjunto de riffs que crecen y se convierten en una formidable estructura de tecnicismo ejecutados a una velocidad media. gradualmente en esta canción conseguiremos un aumento en estructura y rapidez. "Astrayed Thoughts" se agita con intensidad sin llegar a altas velocidades, disponiendo de un increíble conjunto de riff cambiantes, alternando con secciones completas y técnicas de stop-and-go. En la segunda mitad la estructura varía pero desarrollándose con otra grandeza técnica de tempos quirúrgicos que terminan mezclados con arreglos melódicos. "The Silence of Being" cierra este majestuoso álbum, con una composición construida exclusivamente sobre la atmósfera y los ritmos lúgubres y "doomy" que se retuercen y emergen con un tecnicismo minimalista, nada extravagante sino una manta tejida con mucha experticia de pesadez sombría y oscura que la banda supo traer a su perfección.

"Recesses for the Depraved" es un álbum que deja un excelente sabor a cualquier amante del metal, independientemente si eres amante o no del metal tecnico, se trata de música trabajada con obvia dedicación y elegancia, siempre de la mano de las raíces ochenteras, por desgracia y para la época la atención hacia el thrash retro y metal técnico se habían desviado hacia los nuevos sonidos emergentes del "Groove" y otras modas. Pero Sacrosanct apostó por dejar una joya que posteriormente sería inmortalizada en la escena underground gracias a la internet.









Leer más...

Suicidal Angels - Division Of Blood - 2016 (Reseña / Review)



Banda: Suicidal Angels
País: Grecia 
Álbum: Division Of Blood
Género: Thrash Metal
Tipo: Full-length
Fecha de Lanzamiento: Mayo, 2016
Sello: Noise Art Records
Formato: CD


Estamos en un tiempo en donde casi todo en la música se ha jugado, la innovación es un concepto que es muy difícil de encontrar. Afortunadamente para Suicidal Angels, el Thrash Metal es uno de esos géneros que la originalidad desempeña un papel reducido. Uno sólo puede imaginar que cuando eran jóvenes, los muros de esta gente estaban llenos de carteles como “Show No Mercy”, “Pleasure to Kill” y “Agent Orange”, ya que estas son las influencias primarias del equipo griego.

Aclarando lo anterior, la proximidad del sonido de Suicidal Angels a Slayer, Kreator y Sodom (entre otros) probablemente se podría distanciar a algunos que buscan una estructura de temas más aventureros y un poco de innovación. 

Sin embargo, “Division of Blood” es enérgico, divertido y bastante adictivo. La mayoría de los temas son agresivos pero al mismo tiempo poseen un gran sentido de melodía. Además, la falta de innovación se equilibra con el número y la calidad de los riffs. Si hay un solo punto culminante aquí, es el juego de la guitarra que es la espina dorsal del álbum y aparte de los numerosos riffs que se tratan con algunos solos típicos, muy bien colocados y muy ejecutados. La estructura del álbum es bastante consistente, cada tema mantiene un riff pegadizo y memorable.

Division of Blood” da comienzo con “Capital of War” un tema bastante representativo del conjunto con su arranque furioso, la mitad de la sesión más lenta, y regresa al ritmo original. Por supuesto hay variaciones, como "FrontGate", que es una de las canciones más lentas de aquí, pero finalmente se recoge, "Image of the Serpent" y "Set the Cities On Fire" son rápidas de principio a fin. “Of Thy Shall Bring the Light” presenta una parte innecesaria, casi 7 minutos donde no hay sonido en absoluto, antes de que termine la canción; Una técnica que es mucho menos interesante hoy en día que en los años ‘90

El álbum se complementa con una adaptación de producción de la vieja escuela, vocales que podrían traer a la mente de algunos oyentes el registro más bajo de Tom Araya y un baterista que probablemente adora y ha estudiado bien a Dave Lombardo. Por último, el bajo podría haber sido un poco más alto en la mezcla, como en muchos LPs de Thrash Metal.

Para culminar, la forma en que uno percibe este álbum, depende de si pueden digerir similitudes sorprendentes a las bandas mencionadas. Al mismo tiempo, la composición y ejecución de la banda es tan grande, ya que “Division of Blood” es un álbum muy entretenido y es una gran alternativa para cuando sientas que quieres escuchar una versión más moderna de los clásicos.



By: .Ghostscore.

Leer más...

06 diciembre 2016

Anthrax - For All Kings - 2016 (Reseña / Review)



Banda: Anthrax 
País: Estados Unidos, New York 
Álbum: For All Kings
Género: Thrash Metal
Tipo: Full-length
Fecha de Lanzamiento: Febrero, 2016
Sello: Megaforce Records
Formato: CD


No creo que John Bush sea un mal vocalista, pero simplemente no era Anthrax. Creo sinceramente que Anthrax podría haber hecho lo mismo, si no mejor, si hubieran mantenido a Joey Belladonna como su vocalista. Creo que las ventas de “Sound of White Noise” se beneficiaron más con el impulso positivo de “Persistence of Time” que de cualquier cambio de vocalista. En cambio, creo que la emoción de “Worship Music” tuvo que ver con Joey regresando a la banda, y muy poco que ver con “We’ve Come for You All” que sólo fue comparado con los otros lanzamientos de Bush

Habiendo dicho todo eso, a pesar del regreso de Joey, no creo que “Worship Music” fuera un gran retorno a la forma. Fue un álbum de metal muy bueno, pero le faltó el estilo clásico de Anthrax. “For All Kings” es el gran retorno que debió haber sido “Worship Music”.

Este álbum presenta (en lugar de oscuridad) el pegadizo metal aerodinámico de “Worship Music” mientras canaliza un poco del estilo metal moderno. El resultado es un álbum que puede satisfacer a los fans que todavía están encerrados en los años '80, pero sin sonar anticuados y con composiciones más fuertes que nunca. La mezcla de lo antiguo y lo nuevo, junto con algunas influencias frescas, también lleva a uno de sus álbumes más diversos. Hay la alta energía de "You Gotta Believe" con su homenaje directo a “Persistence of Time”  y todo lo que lo hizo grande. Hay canciones como “Breathing Lightening” que posee un coro armonioso con clase, y hay canciones que mezclan todas estas influencias en grados variables. De hecho, Joey puede hacer las cosas más agresivas, pero también hace un poco de canto recto; Especialmente en los coros.

El aumento de riffs y de energía son lo que atraen a los fans a la fiesta, van a ser esos coros pegadizos que no los dejaran salir. En realidad sólo hay algunas canciones que no contienen coros ultra-infecciosos, e incluso la mayoría de ellos son buenos porque tienden a ser las canciones más pesadas. Las excepciones son pocas, pero sí existen. El peor delincuente es el de casi ocho minutos "Blood Eagle Wings". La canción es simplemente demasiado letárgica y repetitiva para justificar su duración.  Aunque no es tan malo, “This Battle Chose Us” es tan mediocre con su total falta de energía, que casi cierra el álbum en un punto bajo, casi. Realmente más cerca, “Zero Tolerance”, es como la versión moderna de “Gung Ho”. 

For All Kings” es un buen álbum, pero sin duda es frontal. Podrían realmente haberlo empujado al siguiente nivel, pero sigue siendo lo mejor que han hecho desde de “Persistence of Time”, en mi opinión. Durante el tiempo de ejecución de este álbum hay clásicos, nostalgia atada a momentos mezclados con un abrazo de metal moderno, envuelto en algunos de los compositores más fuertes de la banda.




By: .Ghostscore.

Leer más...

05 diciembre 2016

Voivod - Post Society - 2016 (Reseña / Review)



Banda: Voivod
País: Canada
Álbum: Post Society
Género: Progressive/Thrash Metal
Tipo: (EP)
Fecha de Lanzamiento: 2016
Sello: 
Century Media Records
Formato: CD

Voivod nunca ha sido una banda tan popular como muchos creen, pero la muerte prematura de Dennis D'Amour (Piggy) y la amplia cobertura que recibió por los medios de comunicación de Metal, de alguna manera impulsó a los fans a eliminar de nuevo a la banda de la obscuridad inmerecida en la que estaba metida durante buena parte de su carrera. Este mayor nivel de atención, combinado con el reclutamiento más que eficaz del guitarrista extraordinario Dan Mongrain, premió el álbum "Target Earth" de 2013 con la cantidad correcta de méritos.

La salida de la oscuridad también se expresó en términos de actuaciones en directo en ambas orillas del Océano Atlántico; Se llevaron a cabo visitas conjuntas con aclamados equipos de metal extremo, lo que a su vez, trajo lanzamientos especiales de un puñado de singles divididos como correspondientes símbolos de conmemoración. Además, el material adicional fue compuesto y adaptado por la banda, que se mantuvo en forma, en términos de composición. Con un nuevo álbum en las obras para un lanzamiento de 2016, los canadienses nos están sirviendo una recopilación del EP del material antes mencionado, en la facilidad parcial de nuestra anticipación cada vez mayor para su nuevo trabajo.

Tras el lanzamiento de los singles divididos, los miembros de la banda declararon que gravitaban hacia la fusión de todos los estilos ideados en su carrera. Esta afirmación es parcialmente verdadera, ya que el período bruto de los dos primeros álbumes, así como los días industriales mediados a finales de los años ‘90, se han dejado fuera de la olla. 

Lo que hay aquí es la época triunfante del rock psicodélico/progresivo de Voivod, vista a través de los gafas de velocidad del Thrash Metal de la banda. Excluyendo el cover de Hawkwind "Silver Machine" que se adapta a los estándares de la banda, sin embargo, es parcialmente exitosa en la transmisión de la vibración orgásmica de la melodía original, todas las canciones son realmente agradables (y tal vez demasiado) familiar a los fans de mucho tiempo. Después de todo, los repentinos cambios en el tempo, las guitarras disonantes y el extraño trabajo vocal que narra (no sólo) historias temáticas de ciencia ficción, han sido pan y mantequilla de la banda desde hace bastante tiempo.

Los nuevos miembros suenan perfectamente integrados en el pliegue; Mongrain continúa entregando el maravilloso trabajo que puso de relieve a “Target Earth” hace tres años, mientras que el bajo de Rocky es una delicia para escuchar, ya que no falta de talento para complementar la batería de Away, ni respecto a ninguno de sus predecesores. En cuanto a la voz de Snake, está sonando más y más con el tiempo, destacando de nuevo sus estilos ya establecidos. Sus vibraciones en "Post Society" y "Forever Mountain", combinados con la adaptación de la estructura de "Fall", son un testimonio de la evaluación antes mencionada. 

En vista del próximo álbum de larga duración, una prueba de la buena forma de la banda no era una necesidad desesperada, pero con este EP, Voivod demuestra que todavía están luchando la batalla cuesta arriba.




By: .Ghostscore.

Leer más...